SOMOS UN MINISTERIO DEDICADO A LA FORMACIÓN DE HOMBRES Y MUJERES CON MENTALIDAD DE REINO.

Tu has sido engendrado y engendrada por Dios, para Representarlo y Modelarlo!! Todo el TIEMPO!!
 

Rogamos nos disculpen por la publicidad que aparece  arriba, de la cual no tenemos ningun control. Gracias.





La mayor manifestación del Padre en la tierra, no es a través de:

un individuo,

ni de una familia,

ni de una nación,

sino de un CUERPO.
 
Conocido también como La Iglesia o ekklesia de Cristo.
Es la plenitud de Cristo manifestado en todos y cada uno de Sus hijos...
Hijos entendidos, avanzados, renovados y transformados en Su verdad eterna y presente. Efesios 1:22-23

El resto, es mera ilusión y falacia.

 






 
Mensaje a la Amada y Victoriosa Iglesia del  Señor Jesucristo.   

 

Amados portadores de la esencia divina, morada digna del Padre eterno. 

Todo aquello que El Rey maravilloso nos permite realizar, corresponde a todo lo que Él mismo nos concedió, desde antes de la fundación del mundo.


Por tanto, es interesante  estar claros en nuestra conciencia, que si hay un firme convencimiento de caminar por las Obras que de antemano el Señor preparó, entonces no hay ninguna victoria que ofrecerle a ÉL, pues ÉL es quien tiene estas victorias preparadas para nosotros. Eclesiastés 3:15

(BAD)  "Lo que ahora existe, ya existía; y lo que ha de existir, existe ya.
Dios hace que la historia se repita." 

Es decir, que en Su designio anticipado, ÉL es quien nos ofrece, nos delega, nos presenta Su propósito y no nosotros a ÉL.


Debemos comprender  que Dios estableció Sus directrices, mediante decretos, principios, mandatos u ordenanzas. Ante esta realidad todo está sujeto a Él y todos debemos someternos  a dichos decretos u ordenanzas.


No hay nada ni nadie que pueda violentar la legislación divina en la cual Dios, como Rey absoluto, operó. Aquello que Dios estableció desde antes de la fundación del mundo es lo que tendrá cumplimiento en esta tierra.


Nuestra obligación es conocer todo aquello que El Padre estableció en Su soberana potestad y Él, a través nuestro, le dará existencia natural, visible y palpable. En esta realidad sabia y perfecta, no existe un individuo protagonista, existe el triunfo de Cristo, donde la victoria se alcanza por medio de la cabeza (Cristo) en alianza con todos los miembros, armoniosamente articulados  en el cuerpo.


Por eso cuando nos negamos al trabajo como equipo estamos atentando contra el cuerpo, generando una división y desmembrándolo por completo.

 
La justicia de Dios como cabeza, es manifestar todo aquello que Su Palabra ya anticipó pare traerlo a existencia: del reino espiritual al mundo natural, por medio de Su cuerpo...que somos tú y yo!!


 

Gracias a Dios y a la obediencia de aquellos que han discernido la voz del Señor, para realizar lo que ya está predestinado en Dios.!!

 



 

=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=